cookieChoices = {}; <body>

Rural Tex es un estúpido portal web de noticias y reseñas sobre videojuegos y cine popular. Combatiendo el mal gusto desde 2005 (nos está costando mucho) Influenciados por nuestra cultura geek de Comic Books & Gaming, hacemos Periodismo Gonzo de tercera en este 'Colosal Desperdicio de Ancho de Banda'

CALIFICAMOS ASÍ

Nuestra escala para calificar las reseñas del 1 al 5. Con el Sir William McKay reservado sólo a la excelencia.

  • Sir William McKay: Aleph One.
  • Willy McKay: ¡Non-Plus-Ultra!
  • McKay: Muy bueno, peeero…
  • Pasta: Ta' bien… ta' bien…
  • Mancao: Coleto impresentable.
  • Ñame: ¡Que nos devuelvan el tiempo y dinero que perdimos en revisar esta grandísima porqueria! ¡Un CULAZO!
WEB-ONADAS

LECTURA No Girls Allowed? I'm not your fucking shield!. Una opinión sobre el sonado caso del #gamergate desde la perspectiva del Editor en Jefe. –Bart

LECTURA Behavioural realism and the activation of aggressive concepts in violent video games. Un estudio extenso realizado por la Universidad de York que –una vez más– demuestra que no existe nexo entre el comportamiento violento a ninguna edad con los videojuegos de corte violento. –Rural Tex

Contribuye

Antes era un Fresh Prince, ahora soy Will



En uno de los célebres especiales de Halloween de The Simpsons, concretamente el de la casa del horror número VII, se narra la historia de The Homega Man que relata la destrucción de Springfield por medio de una bomba de neutrones y de cómo Homero Simpson sobrevive por quedarse en un refugio antinuclear siendo entonces el único sobreviviente, junto con las tradicionales cosas de éste: ir al cine sin pagar y bailar desnudo en la iglesia antes de ser perseguido por mutantes (Flanders incluido) en una suerte de Mad Max bajo esteroides. Este episodio y su título es una suerte de recreación Simpsoniana del film de 1971 The Omega Man, protagonizado por Charlton Heston en un papel similar al de Homero, aunque sin las trastadas del este; así mismo esta película es una adaptación de la novela de 1954 del escritor Richard Matheson de nombre I Am Legend. Este último título es el de la actual película que está en cartelera y que reseñaremos a continuación.

En este film Will Smith interpreta al Teniente Coronel y Doctor Robert Neville, quien se convierte en el único sobreviviente (junto con la perra pastor alemán Sam) de la ciudad de Nueva York en el 2013 luego de haber sido diezmada por una vacuna que se suponía curaba el cáncer, pero que a la larga mataba a las personas cuando no era que las convertía en zombies heliófobos (no salen a la calle sino de noche, no sabemos si saldrían en tiempo nublado). El entorno está más que puesto: Neville y Sam se ven obligados en principio a subsistir en una ciudad abandonada donde la naturaleza ha ganado terreno y los animales salvajes la han hecho suya –aquellas célebres visiones de ciervos atravesando Times Square o Rockefeller Center en libertad son tomadas de esta novela; se ve que el autor nunca vino a las calles de Caracas o del tercer mundo para que viera que el futuro ya está aquí–, así como buscar formas de matar el tiempo, sea cazando, jugando golf, alquilando películas o buscando comida, además de un doble propósito adicional: buscar una cura para esta aberración humana y sobrevivir en las noches para evitar ser devorado por los mutantes, en la esperanza de buscar si alguien más sobrevivió.



El alcance de Francis Lawrence –director también de Constantine– en cuanto a reflejar el universo de un Manhattan abandonado es quizás uno de los mayores logros del film. Este reflejo de edificios solitarios, monte creciendo en Park Avenue y en la Quinta Avenida y carros abandonados en los momentos de luz solar es digna de cualquier antiutopía que refleje el colapso de la civilización en contraste con los matices oscuros que rayan en la claustrofobia para las escenas nocturnas. Del mismo modo la adaptación del libro hecha por Mark Protosevich y por Akiva Goldsman cumple con lograr transmitir esa sensación de soledad y miedo, si bien las escenas con zombies sean más parecidas a The Night Of The Living Dead de George Romero o a la excelente 28 Days Later de Danny Boyle (en cierto modo emparentada con esta), por lo que se siente como un cuento ya contado y sea uno de los breves puntos flacos del film, junto con un final hollywoodense. Fotográficamente la película posee una paleta cromática limpia cercana a los colores cálidos, incluso en las escenas de noche. Así mismo pasa con la edición que hace que los cortes sean sutiles no sólo en momentos pausados, sino también en los de acción. La música cumple con transmitir dos sentimientos: el primero, la soledad por medio del score creado por James Newton Howard; y el segundo, la esperanza usando las canciones de Bob Marley.



Will Smith lleva su papel de último habitante con aplomo y gracia, en especial cuando hace recuento mental de cómo fue que se llegó a este punto y el grado de responsabilidad que tiene en los eventos, así como logra reflejar la sensación de soledad que debe de sentir cualquier ser humano llevado a una situación de aislamiento. Alice Braga (sí, es hija de Sonia), hace su debut en un film de un gran estudio cumpliendo de manera competente su papel de ser esperanzado en hallar más personas que hayan sobrevivido a la calamidad. Pero quien se roba la película literalmente es Abby. Sí, la perra en el papel de Sam es la que tiene la mejor capacidad expresiva por encima de su contraparte humano. De hecho, sería un experimento interesante hacer la película bajo la perspectiva y la visión del perro sin recurrir a la muleta de un film animado, sino uno con fotografía natural.

I Am Legend termina siendo un film interesante, no demoledor a la Blade Runner, pero sí lleva a buenas interrogantes sobre el papel que el ser humano tiene en hacer el bien o el mal sin proponérselo. Habrá que esperar a ver si sale The Homega Man en formato IMAX. Ta' bien para la cartelera de la semana y pasar un rato entretenido.

Film: Pasta (★★★☆☆)

_____________
Spaceman 'Legend' Spiff

Etiquetas: ,

Template Design by Rural Tex